Historia de la cremación y la urna funeraria

Como empresa especializada en servicios funerarios en Oñati, queremos aprovechar esta entrada del blog para hablarte sobre la historia de la cremación y la urna funeraria.

Se cree que la cremación funeraria existe desde que el hombre tiene dominio del fuego, aunque los primeros testimonios datan del periodo neolítico, en torno a 6.000 años antes de Cristo.

Los expertos defienden que las incineraciones se practicaban con un fin religioso, como era el caso de los celtas: creían que con la combustión el alma se liberaba de manera más rápida el cuerpo y se preservaban así los seres vivos de los espíritus y los fantasmas.

Como profesionales de los servicios funerarios en Oñati, queremos informarte de que fueron varias las civilizaciones que practicaron la cremación. Esto dio nacimiento al recipiente que contiene la totalidad de cenizas de un difunto: la urna funeraria. Este ha sido fabricado en diferentes materiales, pero los primeros fueron modelados en tierra.

Es importante matizar que la denominación ‘urna funeraria’ hacía referencia a un recipiente en forma de jarra que se usaba para hacer ofrendas sobre las tumbas: aceites, objetos personales, alimentos, etc. El término ‘urna cineraria’ se introdujo cuando empezó a utilizarse para guardar las cenizas.

Desde Funeraria Moyua, queremos que sepas que los etruscos crearon la urna bicónica y cabaña, representativas de la Edad de Hierro (IX-VII siglo antes de J.C.), las cuales se modelaban a mano en arcilla grosera.

Si quieres saber más acerca de los servicios que podemos realizar, no dudes en ponerte en contacto con nuestros profesionales.

cerrar

Con el fin de proporcionar una mejor experiencia de usuario, QDQ hace uso de cookies. Si sigues navegando por el sitio entendemos que aceptas nuestra Política de cookies .